Ken Takaura (1931 - 2014)


Nacido en Fukuoka bajo el nombre de Goichi Oda , fue uno de los primeros actores de renombre haciendo su debut en la película Denko Karate Uchi (Lightning Karate Blow, 1956). Ganó su fanfarronería callejera y de tipo duro viendo peleas territoriales de la yakuza sobre el lucrativo mercado negro y el crimen organizado en la posguerra en la prefectura de Fukuoka. Este tema se examinó en una de sus películas más famosas, Showa Zankyo-den (Remnants of Chivalry in the Showa Era, 1965) en la que interpretó a un honorable yakuza de la vieja escuela entre el gurentai violento de la posguerra.

Su papel estelar le llega gracias al director Teruo Ishii en Abashiri Prision película de 1965, y su secuela Abashiri Bangaichi: Bokyohen (Abashiri Prison: Longing for Home, también 1965), en la que interpretó a un antihéroe ex convicto. En el momento en que Takakura dejó Toei en 1976, ya había aparecido en más de 180 películas. photo Hagashotten19770132_zps4d201d16.jpg

En 1977, bajo el mando de Yoji Yamada, Ken Takakura interpreta a un ex presidiario que trata de reencontrase con su ex-mujer en The Yellow Handkerchief (Shiawase no Kiiroi Hankachi) . A través del viaje conoceremos la historia de Ken Takakura en profundidad y los motivos que le han llevado a emprender esa aventura. La película es una evocación a la esperanza y la amistad. Y es gracias a la compañía y el constante apoyo Tetsuya Takeda y Kaori Momoi que Ken Takakura no se desalienta. Llena de simbolismos, el pañuelo amarillo es la constante de Ken en un mundo solitario donde tres extraños cruzan sus vidas.

Takakura ganó la aclamación del público occidental por sus papeles con del director Sydney Pollack en la película de 1974 The Yakuza, protagonizada por Robert Mitchum, y la del director Ridley Scott Black Rain de 1989, que protagonizó junto a Michael Douglas y Andy García. Pero tambien contó con otros grandes actores japos como Yusaku Matsuda, Rikiya Yasuoka , Tomisaburo Wakayama o Yuya Uchida.
El actor legendario Ken Takakura falleció el pasado diez de Noviembre de un linfoma malingo en Tokio, noticia que no se ha hecho publica hasta hoy por la mañana en japón. Ken tenía 83 años. Su muerte ha calado hondo en Japón, y no son pocas las muestras de afecto que se han visto por las redes sociales.

Ken es muy respetado en Japón, donde es un un heroe nacional y forma parte del orgullo patrio. Sin duda su imagén siempre sera recordada y asociada a la del auntentico yakuza honorable.






Related Posts with Thumbnails
>